25 junio 2024

Menorca ingresa en la Lista de Patrimonio Mundial de la UNESCO gracias a su rica herencia prehistórica

Menorca se une a la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO con el proyecto Menorca Talayótica. Una odisea ciclópea insular. La isla ostenta una de las mayores concentraciones de yacimientos arqueológicos prehistóricos en áreas habitadas en todo el mundo, una singularidad que persuadió al Comité del Patrimonio Mundial, reunido en Riad (Arabia Saudí), para incluirla en una lista que ya posiciona a España como uno de los países con más sitios inscritos en este selecto club. Concretamente, España cuenta con 50 lugares declarados Patrimonio Mundial en su territorio. Solo los cinco primeros superan la marca de medio centenar de bienes registrados como Patrimonio Mundial.

La candidatura, impulsada por el Consell Insular de Menorca, ha requerido más de una década para lograr la aprobación de la UNESCO. Menorca Talayótica. Una odisea ciclópea insular abarca los nueve elementos que mejor representan las construcciones de una cultura insular que evolucionó en condiciones de relativo aislamiento. Desde la Edad del Bronce hasta la ocupación romana, se ha seleccionado una rica colección de monumentos y sitios prehistóricos, incluyendo asentamientos, áreas funerarias, santuarios y lugares sagrados que han sobrevivido en un excelente estado de conservación. Entre ellos, destacan manifestaciones excepcionales que son únicas y exclusivas de Menorca, como las navetas de entierro, los recintos de taula, las impresionantes casas circulares y los talayots.

Además, este proyecto aporta evidencia de una cultura prehistórica vinculada al cielo. Las orientaciones de ciertos monumentos permiten ilustrar la conexión de esta cultura con el firmamento. Otra característica distintiva es la armoniosa convivencia que las diversas construcciones ciclópeas de la isla han mantenido a lo largo de la historia con sus habitantes. Estos monumentos se integran en un paisaje mediterráneo apenas alterado, con rasgos muy similares a los de la Prehistoria. Las sucesivas tradiciones de la construcción en piedra, los patrones de asentamiento y la función espiritual de los monumentos reflejan una identidad única.

En esta reunión del Comité de Patrimonio Mundial, también se declararon Patrimonio Mundial la antigua Jericó, conocida como Tell es-Sultan, presentada por Palestina; así como el sitio natural del macizo forestal de Odzala-Kokoua, en el Congo. El Comité de Patrimonio Mundial está compuesto por 21 países seleccionados por los 194 Estados Parte de la Convención de la UNESCO para la Protección del Patrimonio Mundial Cultural y Natural (1972) y es el órgano ejecutivo de esta convención internacional. Su responsabilidad es determinar qué nuevos sitios cumplen con las características para ser incluidos en la Lista del Patrimonio Mundial, a petición de los Estados parte.